Autoaprendizaje e inteligencia emocional . Self-guided / Autonomous learning

Autoaprendizaje e inteligencia emocional

El autoaprendizaje puede entenderse desde dos vertientes: una parte referida a la parte emocional y otra en cuanto al proceso de autoaprendizaje, por lo cual podría entenderse como un solo acto a autoaprendizaje e inteligencia emocional.

santiago toribio. Autoaprendizaje e inteligencia emocional . Self-guided / Autonomous learning.

Se puede definir el autoaprendizaje como un proceso por el cual un individuo toma la iniciativa en diagnosticar sus necesidades de formación, es capaz de formular las metas que pretende en ese auto-aprendizaje, distingue recursos humanos y materiales, desarrolla y aplica estrategias de aprendizaje con objeto de evaluar los resultados de ese trabajo.

El auto aprendizaje o self-guided contiene ciertos caracteres:

Cierta proactividad con base a la automotivación

Supone que las personas tienen conciencia del «YO», es decir conocen sus necesidades, sus motivaciones y capacidades.

Valora la experiencia de automotivación y auto aprendizaje desde una perspectiva de feedback (retroalimentación) continúo

El moento es aceptado como voluntad y OPORTUNIDAD DE APRENDER

Aplicación DEL AUTOAPRENDIZAJE desde la perspectiva de la inteligencia emocional.

 

En el espacio de la inteligencia emocional el autoaprendizaje nace como un proceso de desarrollo en el cual buscamos a través de la intención consolidar aquello que somos, desarrollar aquello que queremos ser o la combinación de ambos, esto es; consolidar lo que somos con intención de desarrollar lo que queremos ser.

El autoaprendizaje por tanto consituye uno de los aspectos básicos en el desarrollo del liderazgo. Busca aprovechar esa voluntad de aprender como base para mejorar nuestras muestras de inteligencia emocional con base en nuestros propios intereses, presentes y de futuro.

Fases del proceso de autoaprendizaje

1. Se descubre que «nos gustaría ser» y en ocasiones conlleva recalcular nuestra escala de valores y detectar que es lo realmente esencial en nosotros para este proceso. En ocasiones esta fase esta muy influida y condicionada socialmente y confunde el que quiero ser con el que debiera ser.

2. Tal vez la fase más traumática y trata de valorar de forma aseptica y objetiva «quien sóy realmente» de que fortalezas dispongo y que debilidades conforman mi formación y mi caracter. Esta es una fase donde definimos con que podemos contar, que pretendemos mejorar y que debemos desechar.

3. La tercera fase es consecuencia de las dos anteriores. Provocar nuestro cambio debe conocer previamente «quien nos gustaría ser», «quien soy realmente» para el diseño de nuestro plan de autoaprendizaje.

En el diseño de este plan se debe contar ineludiblemente con loa determinación clara de nuestro objetivos de aprendizaje, la viabilidad de estos, la gradualidad de este plan ade autoaprendizaje y como no contener un plan de contingencia o de flexibilidad sobre el desarrollo del  «Plan de Autoaprendizaje»

4. Tras el diseño del «Plan de autoaprendizaje» debe derivarse la aplicación del plan. La clave del seguimiento, del desarrollo del plan contendrá la modificación, la experimentación y la practica de conductas y sentimientos que podrían no haberse desarrollado con anterioridad.

5. Fase de interacción y feedback. Si bien las anteriores fases mantienen cierta linealidad temporal ( se suceden unas a otras), esta es una fase que podra aparecer en cualquier momento. Aunque el aprendizaje autodirigido contiene ciertas dosis de trabajo individual tambien puede contener un proceso de interacción con los demás, un proceso de retroalimentación tanto en la adquisición de recursos pedagógicos, en la experiencia de la aplicación de estos, en la valoración de las metas alcanzadas, y en el diseño del plan.

Formulario BPOSOLUCIONES

  • Choose
  • Director
  • Gerente

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *